Vuelve el secundario y aumentan las vacantes en las escuelas de la Universidad

La Universidad Nacional de Cuyo avanzó en adaptar sus escuelas a la nueva ley nacional de educación, y por eso desde el año que viene en esas instituciones volverá el sistema del secundario, dejando de lado la EGB y el Polimidal.
Las autoridades de esa casa de estudios anunciaron oficialmente ayer el cambio y aseguraron que se ampliará las vacantes de lo que hasta hoy es “octavo”, pero que el año que viene será nuevamente primera año del secundario.
Con el cambio, se pasará de 750 a 1.110 vacantes para alumnos de toda la provincia.
Esto implica que todos los colegios secundarios de la Universidad pasan de tener tres años a cinco o seis, de acuerdo con su orientación o modalidad. El  31 de agosto pasado el Consejo Superior de la Universidad aprobó las orientaciones y modalidad técnica de las escuelas. Las escuelas serán bachilleratos orientados, salvo las escuelas técnicas, como el Liceo Agrícola. Ese colegio, además, tendrá seis años de cursado en vez de cinco.
En concreto, todos esos colegios volverán a tener el sistema original antes de la aplicación de la ley federal de educación. Es decir tendrán cinco años y hasta se incluirá un colegio más, pues el Departamento de Aplicación Docente pasará a ser un secundario completo. Los colegios son el Magisterio; el Martín Zapata; el Liceo Agrícola y Enológico Domingo Faustino Sarmiento; el Colegio Universitario Central General José de San Martín; la Escuela de Agricultura de General Alvear y el Departamento de Aplicación Docente DAD, que actualmente es una EGB III que depende de la Facultad de Filosofía y Letras y que a partir del año que viene será un secundario, al igual que el Departamento de Aplicación de la Facultad de Ciencias Aplicadas a la Industria que funciona en la Escuela de Agricultura de General Alvear.
Mientras esos cambios se aplican, a nivel provincial aún hay dudas. El gobierno anunció que adhiere al regreso del secundario, pero nueva ley provincial aún no se aprueba y está en discusión. Por eso no está claro cuándo se hará el cambio formal, al igual si habrá modificaciones pedagógicas.

Comentarios