El delantero de Boca habló del árbitro tras el partido que su equipo empató con San Lorenzo. “Los árbitros se equivocan para un lado y para el otro, debemos ayudar”, dijo.

Carlos Tevez, referente de Boca Juniors, se refirió al clima caliente que se vivió el pasado domingo en el empate ante San Lorenzo (1-1) y expresó que si el árbitro Silvio Trucco cobrabra el supuesto penal a Emmanuel Mas sobre el final del partido no iban a poder “salir” del Nuevo Gasómetro.

“Si Trucco cobraba el penal, no salíamos del Gasómetro. Si se metieron con el Presidente de la Nación en un partido de fútbol...estamos todos mal de la cabeza”, manifestó Tevez sobre el clima caliente del clásico del pasado domingo en el Bajo Flores con insultos incluidos a Mauricio Macri, ex presidente de Boca.

El ídolo “xeneize” agregó que prefirió no reclamarle al árbitro por la falta de Fernando Belluschi a Emmanuel Mas sobre el final del partido ya que temía por lo que podía suceder luego. “Decí después que Trucco no cobró el penal, en la cancha se ve penal pero después pasó lo de afuera...”, sostuvo el ex jugador de Corinthians, Juventus, Manchester United y City.

“Los árbitros se equivocan para un lado y para el otro, los jugadores debemos ayudar más. A Trucco le dije que era su culpa y que se había metido solito en un lío porque podría haber cobrado que fue un choque entre los dos, no cobrar falta y dar el lateral o echar a los dos”, opinó Tevez sobre la otra polémica acción que terminó en la expulsión del defensor Gabriel Rojas de San Lorenzo.

Además, sobre su posición en el gol que determinó el empate, el “Apache” dijo: “Yo siempre estoy atrás del defensor, si estoy en offside es muy fina”.

En una charla con Directv Sports, Tevez señaló que en la posición donde más “daño” puede hacerle al rival es en “tres cuartos para adelante” para “encarar o meter un pase gol”.

“Cuando vuelvan Fernando (Gago) o Pablo (Pérez) podré recibir más pases donde pueda hacer más daño. Ahora tengo que tratar de adaptarme al equipo”, añadió el jugador que lleva la camiseta número 32.