Pocas series tuvieron tan en vilo al mundo como Lost. La pregunta “¿Qué es la isla?” se hizo por primera vez en setiembre del 2004, y durante seis años se mantuvo vigente.

A lo largo de las seis temporadas, o cinco temporadas y media, para ser más exactos, los misterios se fueron apilando uno a uno, y las respuestas fueron cada vez más escasas. A más de un lustro de su final, ¿vale la pena verla?

El principio de Lost (Perdidos) fue explosivo, literalmente: un avión explota en medio de un vuelo que une Sidney con Los Ángeles, y sus tripulantes se precipitan a una isla que parece deshabitada. Con esa simple consigna se comenzó a desarrollar una de las historias más complejas y francamente confusas de la historia de televisión. La calidad de las actuaciones, lo preciso del guion y la espectacularidad de la cinematografía transformaron a la serie en un éxito inmediato. Tiempo después del estreno, uno de sus creadores, Damon Lindelof (el otro es el célebre J. J. Abrams), reconoció que la idea original era hacer una sola temporada, pero que al ver lo bien recibida que fue, la serie se fue estirando hasta llegar a 6.

En el medio sucedieron algunas cosas que complicaron el avance de la historia, como actores despedidos, personajes más o menos principales que renunciaban para darle otro rumbo a su carrera, o, y esto fue lo más perjudicial, huelgas de escritores, que dejaron la entrega con una temporada “mocha”, la cuarta, de la que no se filmaron cuatro episodios. Los productores supieron manejar estas adversidades, y pudieron mantener la popularidad de Lost a pesar de que muchas personas comenzaban a pedir respuestas, y sólo recibían más preguntas.

Lo que pasó era que, y esto fue reconocido por uno de los escritores, lo único que interesaba a la hora de crear los capítulos era aumentar las intrigas. Aunque la idea original era resolver el misterio de la isla, para la sexta temporada se podían enumerar varios más: qué era la escotilla, qué eran los números, quienes eran “los otros”, qué es el humo negro, quiénes habitaban originalmente la isla, qué es la Iniciativa Dharma, por qué hay una estatua gigante, etc, etc, etc… Por esto, es necesario hacer una aclaración: no hay que ver Lost con la esperanza de que todo lo que pasa tenga una explicación. Lo interesante de la serie es la maestría con la que se maneja el suspenso, lo real de los personajes y la gigantesca intriga que puede generar.

A seis años de su fin, y con muchos fans enojados por su final, Lost sigue siendo una de las mejores experiencias que se puedan tener frente a la pantalla chica.

Estreno

Detour

The Detour- Ep 102 - The Tank 25265_003

Si algo puede ir mal durante unas vacaciones, irá mal. Al menos eso es lo que les ocurre a los miembros de la familia Parker cuando se disponen a emprender el viaje soñado. Una serie de decisiones catastróficas, casualidades sorprendentes y comportamientos delirantes convierten sus vacaciones en una pesadilla que enlaza desastre tras desastre, a cual más descacharrante, que les conduce a un escenario diferente en cada uno de diez capítulos de la primera temporada.

Fecha de estreno: 6 de junio

Canal: TNT

Nueva temporada

UnRealunreal

UnReal se convirtió rápidamente en una de las mejores series del año pasado y ahora regresa con su segunda temporada. Centrada en la producción de un típico reality norteamericano de citas, la historia es protagonizada por Rachel Goldberg (Shiri Appleby) que, luego de sufrir una crisis en la temporada anterior, vuelve a trabajar y debe reconstruir su reputación. En esta segunda entrega nos encontramos con un nuevo soltero llamado Darius Hill al que definieron como un “chico muy atractivo”.

Fecha de estreno: 6 de junio

Canal: Lifetime