Pérez echó a Roby y el PJ arde a pocos días del cierre de listas

El Gobernador despidió a su amigo y nombró a Renna como ministro de Salud. La excusa fue no haberse bajado de la candidatura. ¿Crisis política u oportunismo?
El gobernador Francisco Pérez pateó el tablero y echó al ministro de Salud Matías Roby, que además es uno de sus mejores amigos. La decisión sorprendió y generó muchas suspicacias, sobre todo porque hasta un día antes Pérez le había dado vía libre a Roby para que se promocionara. Además era uno de los pocos referentes que sostenían el sector político del Gobernador.
El anuncio fue explícito: de manera oficial se comunicó que al Ministro lo sacaron del Gobierno porque no creían compatible su candidatura con su rol en el Gabinete. Ergo, si se tomara al pie de la letra lo que se dijo, medio equipo de gobierno debería renunciar porque hacen campaña para algún cargo, cosa que no ocurrió. Sí hubo algunas señales. El ministro de Transporte, Diego Martínez Palau, suspendió un acto de campaña en medio de la “crisis”. “El Gobierno de Mendoza comunica que en el día de la fecha el Gobernador Francisco Pérez solicitó la renuncia del ministro de Salud, Matías Roby”, indicaba el comunicado.
En lugar de Roby fue nombrado un viejo conocido del Ministerio de Salud. Se trata de Oscar Renna, quien ha estado en distintos cargos. “Privilegiando la gestión en un área de vital importancia como es la de Salud y teniendo en cuenta la necesidad que el cargo sea ejercido con dedicación exclusiva, el Gobernador de la Provincia ha dispuesto como reemplazante al Dr. Oscar Renna, actual subsecretario de Gestión de Salud del Gobierno, que cuenta con amplios y calificados antecedentes profesionales en el campo de la salud”, explicaron.
Detrás de la decisión está la dura pelea interna por las listas de candidatos, en especial la fórmula para la gobernación. Desde la Corriente ya advertían que “era Roby o Pérez”. “Pérez me entregó”, dijo después Roby, capitalizando el hecho con la estrategia de la victimización.
Mañana vence el plazo para presentar las precandidaturas para las PASO provinciales. En el PJ está lejos la posibilidad de un acuerdo y al menos habría tres fórmulas. Originalmente el sector más “pejotista” apuntaba a tener una fórmula única para enfrentar al kirchnerismo y ganarle ampliamente. Roby rompió ese esquema, aunque en el fondo el mismo PJ que parece quejarse, se vería beneficiado. En la lista de largada están Guillermo Carmona por el bloque K; Adolfo Bermejo, por el PJ clásico y Roby, el supuesto outsider que llega con el apoyo de los gremios. De hecho el candidato a vice será Ariel Pringles, enlace local con el camionero Hugo Moyano.
Otro dato que surge es la necesidad de mostrar autoridad por parte del Gobernador. Es su último año de gestión y desde que se anunció el adelantamiento de las elecciones, el poder de Pérez se fue desgranando. Tanto que los intendentes y dirigentes fuertes del PJ no temen en enfrentarlo políticamente. Sin embargo hay quienes dudan del discurso oficial y apuntan a que todo es una estrategia.
El Gobernador, mientras, esquivó el tema y la exposición y viajó a Buenos Aires.

Comentarios