No está muerto quien pelea: Boca goleó a Arsenal y volvió a la cima

Después de la eliminación ante River y la derrota ante Lanús, el Xeneize venció a los del Viaducto 5 a 1 para alcanzar en lo alto de las posiciones a Argentinos y al Millonario.

Boca Juniors cortó una racha de dos derrotas consecutivas en la Superliga y volvió de forma transitoria a la punta junto con Argentinos Juniors y River Plate, al golear ayer como local a Arsenal por 5-1 en un partido de la duodécima fecha.

Su juego en La Bombonera no encandiló pero le bastaron dos apariciones en el primer tiempo de Carlos Tevez -figura- y Ramón “Wanchope” Ábila, que regresaban a la titularidad luego de la eliminación de la Copa Libertadores ante River, para encaminar el séptimo triunfo en el torneo argentino.

El colombiano Frank Fabra, en dos oportunidades, y el ingresado Mauro Zárate redondearon en el segundo tiempo un marcador cuyo descuento estuvo a cargo de Gastón Álvarez Suárez.

El equipo de Gustavo Alfaro, esta vez acompañado por un estadio semipoblado, igualó la línea de los punteros con 24 unidades pero para conservar esa posición debe esperar que Argentinos pierda hoy en su visita a Defensa y Justicia y que Lanús (22) no le gana a Huracán en Parque de los Patricios.

Cuando Arsenal parecía acomodarse al partido llegó la apertura del marcador con una pirueta del “Apache”, una suerte de media vuelta o tijera, que sorprendió al arquero Maximiliano Gagliardo.

La efectividad que no mostraba Arsenal volvió a exhibirla el local en el cierre de la primera parte con el primer acierto de “Wanchope” Ábila, que hasta entonces se mostraba estático, desconectado del equipo y propenso a quedar en posición fuera de juego.

El inicio del segundo tiempo ofreció una muestra condensada de lo que fue el partido. A los tres minutos, el delantero Juan Manuel García dilapidó de cabeza una ocasión frente a Andrada y en la acción siguiente Fabra estiró la ventaja.

La diferencia parcial de tres tantos le quitó emoción al encuentro hasta la lluvia de goles del final, que estuvo precedida por un clima caliente en las gradas contra la dirigencia.

Luego vino el descuento de tiro libre de Álvarez Suárez y la consumación de la goleada con un contraataque de Zárate -asistido por Reynoso- y una nueva aparición de Fabra.

Comentarios