Multaron al dueño de la finca de Maipú donde falleció Leonel

Tras la muerte del pequeño de tres años que se cayó a un pozo en una finca de Fray Luis Beltrán en Maipú, sancionaron al dueño del terreno por faltas graves de seguridad e higiene.

Leonel Cuevas quedó atrapado el miércoles a la noche en un hoyo que estaba tapado con una lata y un ladrillo cuando jugaba con sus hermanos y amigos en el lugar. Falleció horas después, tras fracasar el operativo de rescate. 

Personal de la Subsecretaría de Trabajo inspeccionó la finca en cuestión ayer por la mañana y le labró un acta de infracción por falta de protección de caída a distinto nivel al borde del tanque australiano y ausencia de seguridad en la boca de pileta de agua y en la boca de pozo donde cayó el niño, entre otros cargos. 

Luego del fallecimiento de Leonel, el propietario quiso responsabilizar a los Bomberos por el hecho y los inculpó de detener una bomba y provocar la subida de la napa de agua donde se encontraba atrapado el nene. Los rescatistas se defendieron expresando que no hubo variación en el nivel de líquido, tal como consta en las filmaciones. 

El hecho sucedió el miércoles por la noche cuando la familia del chiquito se encontraba de visita en la finca de Fray Luis Beltrán. Leonel y sus hermanos jugaban cerca de la zona cuando cayó a un pozo de 15 metros de profundidad y 40 centímetros de diámetro. 

La primera tentativa de salvarlo la realizó su hermana de 8 años quien descendió por el agujero colgada de una manguera pero no pudo retirarlo. Cuando llegaron los Bomberos hicieron un segundo intento con la hermanita pero esta vez con un arnés pero que tampoco resultó. Luego de más de dos horas de estar atrapado, el chico dejó de escucharse lo que indicó que había fallecido.

Horas más tarde los rescatistas pudieron extraer el cuerpo con sogas anudadas y lo llevaron al Hospital Notti, donde le practicaron la autopsia que determinó que murió de hipotermia. 

Comentarios