Malestar de industriales por bloqueo del PJ al financiamiento de obras

La UIM salió a respaldar el endeudamiento para las obras propuestas por el oficialismo y pidieron que toda la clase política actúe con racionalidad a la hora de tomar decisiones.

En medio de cruces entre oficialismo y oposición por el bloqueo al financiamiento de 130 millones de dólares para la realización de cuatro obras importantes para la provincia, desde la Unión Industrial de Mendoza (UIM) pidieron que toda la clase política apele a la racionalidad y coloque por delante de los intereses electorales las necesidades de todos los actores de la provincia.

Si bien los industriales admiten que las obras impulsadas por el ejecutivo de ningún modo alcanzan para solucionar la mala situación que atraviesa la provincia, por otro lado creen que sería una gran ayuda para reactivar el nivel de actividad del sector industrial que hoy apenas supera el 50%.

Además, entienden que algunas obras son absolutamente prioritarias para el desarrollo de la provincia, entre ellas, la construcción de la planta de Gestión Integral de Residuos Sólidos Urbanos (Girsu) para el Gran Mendoza y el Valle de Uco ya que además de mejorar el cuidado del medioambiente (en la provincia se arrojan entre 1500 y 2000 toneladas de basura por día)  también podría favorecer la creación de fuentes de empleo promoviendo emprendimientos de generación de energía a partir de la utilización de desechos orgánicos.

No menos importante consideran la obra de refuncionalización de la Ruta 82 para el impuso de la actividad turística o la obra del acueducto en La Paz para la expansión y desarrollo de las zonas áridas.

Al respecto, Julio Totero, vicepresidente de UIM y empresario del sector metalmecánico, dijo que “da un poco de impotencia que la clase política se pelee por si van a hacer o no una obra porque a los que manejamos una Pyme nos cuesta mucho llegar a fin de mes, pagar impuestos salarios y aguinaldos, y porque además las expectativas de trabajo hoy no son los mejores”.

En esa línea añadió que “por un lado no se deben generar falsas expectativas como cuando se habla de que viene VALE, Hierro Indio, San Jorge, Portezuelo del Viento y otras tantas obras que realmente no sabemos si van a llegar. Pero tampoco hacer un uso político o electoral de determinados temas que son sensibles para toda la población ya que habíamos escuchado de boca de Bermejo y de otros referentes que iban a apoyar estos proyectos porque eran importantes para la provincia por eso nos sorprendió ver que hoy están en una posición contraria”.

“Para nosotros es importante acompañar este financiamiento para que se transforme en trabajo y en nuevas oportunidades, más allá de que luego habrá que corregir un montón  de cosas y esperar que la macroeconomía nos de algunas señales de previsibilidad, que baje la inflación y que se aliente la inversión. Por otro lado este año ya se están terminando algunas obras pero no hay mucho para el año que viene, por lo tanto, esto le permitiría al próximo gobernador tener algún espacio de maniobra para seguir haciendo obras en la provincia”, cerró Totero.

Comentarios