Lorenzetti deja la presidencia de la Corte Suprema y su lugar será ocupado por Rosenkrantz

Los cambios se oficializarán el 1 de octubre. El presidente saliente, que lleva once años en el cargo, seguirá como ministro del máximo tribunal. Highton de Nolasco será la vice.

Luego de once años, Ricardo Lorenzetti dejará la presidencia de la Corte Suprema y su lugar será ocupado por Carlos Rosenkrantz.

Así se decidió ayer en una reunión que realizaron los ministros del máximo tribunal y en la que adelantaron una discusión que se esperaba para fin de año.

Lorenzetti continuará como miembro de la Corte Suprema de Justicia y como vice fue elegida Elena Highton de Nolasco. Los cambios se oficializarán el 1 de octubre.

El nuevo binomio que asumirá la conducción del máximo tribunal realizó la propuesta de adelantar la votación y se impuso 4-1, con el apoyo incluido del presidente saliente.

Ronsenkrantz, de 59 años, fue nominado para integrar la Corte Suprema por Mauricio Macri. Se recibió con honores en la Universidad de Buenos Aires y cuenta con un magíster y un doctorado de derecho de la Universidad de Yale.

Hasta su designación como juez del máximo tribunal se desempeñaba como rector de la Universidad de San Andrés. Antes fue profesor en la New York University; en la Richmond School of Law, en la Denver University, en la Universitat Pompeu Fabra, España y en la UBA.

El festejo de Carrió

Por su parte, la diputada nacional y líder de la Coalición Cívica, Elisa Carrió, celebró la salida de Lorenzetti de la presidencia de la Corte Suprema y consideró que se “terminó la impunidad y la extorsión”.

“Esto es un milagro, terminó la impunidad y la extorsión”, destacó la legisladora del oficialismo, que mantiene un enfrentamiento con el juez de la Corte, a quien denunció en varias oportunidades.

Tras conocerse la noticia de la salida de Lorenzetti de la presidencia del máximo tribunal del país, Carrió recordó: “Yo lo vengo denunciando desde el gobierno de Cambiemos y desde antes, desde hacía 10 años”.

“¡Gracias a Dios! Terminó la impunidad y la extorsión. No es más presidente, que es quien administra la Corte. ¡Es un milagro! ¡No sabía que podía ocurrir!”, enfatizó la diputada nacional.

Comentarios