Liberaron al único detenido que quedaba en el caso Prado

El hombre que estaba sospechado de participar en el crimen del médico, Sebastián Prado, quedó en libertad ayer en la mañana y ya no quedan implicados en este caso.
El Fiscal de Delitos Complejos, Daniel Carniello, tomó esta decisión al no tener mayores evidencias de que Andrés “Pipi” Merlo, haya sido cómplice del asesinato del profesional de la salud en la puerta de su casa ubicada en calle López de Gomara de la Sexta Sección de Ciudad.
Merlo, de 36 años,  había sido detenido la semana pasada tras una seria de allanamientos que se realizaron en la Villa Malargüe, ubicada en calles e Suipacha y Tiburcio Benegas de la Sexta Sección.
El Pipi había sido delatado por habitantes de esa villa como el sujeto que ayudó a escapar en una moto al asesino  que ultimo a balazos al joven Prado.
Con este antecedente, el hombre había quedado imputado en calidad de partícipe primario.
Sin embargo al no tener mayores pruebas sobre su participación decidieron concederle la libertad.
Días atrás había sido liberado Jonathan Morales, quien estaba sindicado como el autor material del crimen que terminó con la vida de Prado.
De esta manera, y tras la orden de liberación que lanzaron de Merlo, no quedan personas detenidas por el asesinato del médico que conmocionó a toda la sociedad mendocina.

Comentarios