La ola de frío que azota a Europa del Este ya se cobró más de 50 víctimas

Una intensa ola de frío que azota el este de Europa ya dejó como saldo más de 50 personas muertas.
Estas temperaturas extremas no sólo se cobraron la vida de estas víctimas sino que también provocaron muchos inconvenientes en las regiones afectadas.
Fuentes oficiales afirmaron que, según previsiones meteorológicas, la temperatura continuará en descenso en los próximos días.
Al menos diez personas murieron congeladas en Polonia durante el fin de semana, indicó el Ministerio del Interior de ese país, que advirtió sobre el riesgo de intoxicación por monóxido de carbono en hogares con estufas de carbón y mala ventilación.
En Ucrania al menos 30 personas han muerto por hipotermia, mientras el país lidia con una atípica severa ola invernal.
El Ministerio de Situaciones de Emergencia informó el martes de la semana pasada en su página en internet que la mayoría de las personas fueron encontradas congeladas en las calles. El lunes las autoridades reportaron la muerte de 18 personas.
Las temperaturas cayeron hasta 23 grados centígrados bajo cero (10 bajo cero Fahrenheit) en la capital Kiev mientras en el resto de Ucrania cerraron los centros escolares y las autoridades preparan decenas de tiendas de campaña para los indigentes.
Otras 15 personas fallecieron en Moscú, Rusia durante el fin de semana, muchos de ellos por intoxicación por monóxido de carbono, indicaron las autoridades.
En Eslovaquia se registró la muerte de un hombre por hipotermia, dijo un portavoz de los bomberos.
En Siberia, norte de Rusia, se registraron temperaturas de hasta menos 45 grados, que obligaron a cerrar los establecimientos educativos, entre otros, y en la localidad rusa de Oymyakon, el punto más frío habitado de la tierra, la marca cayó hasta los 54 grados bajo cero.
Debido a la helada en Bulgaria, el gobierno emitió el alerta naranja después de que en algunas localidades se registrara una ola de frío polar, que llevó a la temperatura a 24 bajo cero en la ciudad de Chirpan, lo que superó el récord de 1933.

Comentarios