Pérez Volpin murió el martes de un paro cardiorespiratorio mientras se le realizaba una endoscopía en el Sanatorio de la Trinidad, en la Ciudad de Buenos Aires.

La Justicia investigará como “homicidio culposo” la muerte de la legisladora porteña y periodista Débora Pérez Volpin, a raíz de una denuncia realizada hoy por su pareja.

Pérez Volpin murió el martes de un paro cardiorespiratorio mientras se le realizaba una endoscopía en el Sanatorio de la Trinidad, en la Ciudad de Buenos Aires.

El periodista Enrique Sacco, pareja de Pérez Volpin, presentó la denuncia en la Comisaría 23 de esta ciudad, informó hoy el canal de noticias TN.

La investigación quedó a cargo del juez Gabriel Ghirlanda, titular del Juzgado Criminal y Correccional 57, bajo la instrucción de la fiscal Nanci Olivieri, quien caratuló la causa como “homicidio culposo” y decretó el secreto de sumario. En horas de la tarde de ayer la policía allanó la sede del Sanatorio de la Trinidad, en el  barrio porteño de Palermo. Los efectivos de la comsiaria 23 que intervinieron en el operativo se llevaron la “hoja de guardia, la historia clínica de la periodista y el libro de enfermería”, detallaron las fuentes consultadas.

Además se supo que la anestesista que atendió el martes a la legisladora porteña durante la endoscopía en la que murió, se presentó ante el juzgado que investiga el hecho como “homicidio culposo”. La profesional Nélida Puentes llegó al juzgado criminal y correccional 57, a cargo del juez Gabriel Ghirlando y se puso a disposición de la investigación tras reconocer que fue ella la que le aplicó la anestesia a la periodista.