Efectivos policiales procedieron al secuestro de 199 proyectiles de Fúsil Automático Liviano. El hallazgo se produjo en una vivienda del barrio Sol y Sierra de Luján de Cuyo.

Efectivos de la Policía acudieron a un domicilio del departamento de Luján de Cuyo por una denuncia por violencia de género, pero terminaron hallando 199 balas de FAL (Fúsil Automático Liviano).

El hecho ocurrió en el barrio Sol y Sierra, cuando se realizaba una fiesta en el Callejón Comunero al 380 de ese complejo habitacional. De acuerdo a lo aportado por fuentes de la investigación de este caso, Sebastián Zárate, de 19 años, comenzó a discutir con su novia, identificada como Rocío Giménez, de 17. Zárate habría golpeado a la menor, lo que provocó la correspondiente denuncia a las fuerzas de seguridad.

También cabe señalar que tanto el presunto agresor como su padre, Carlos, habrían amenazado tanto a Rocío como a su madre, Roxana Riveros, que además fue golpeada por lo que tuvo que ser trasladada a un centro de salud.

Sebastián y Carlos Zárate se dieron a la fuga en el momento en que los uniformados ingresaron a la vivienda. Los policías encontraron una importante cantidad de proyectiles los cuales. Carlos se presentó ante la Justicia y fue detenido, mientras que su hijo todavía no aparece.