Francisco “Paco” Pérez obtuvo un claro triunfo

Sin esperar los datos oficiales y apenas cumplido el horario límite para poder ingresar a votar, poco a poco los militantes del Frente para la Victoria fueron llegando al búnker elegido por el partido para aguardar los resultados finales de la elección.
Y así el Hotel The Modern se fue llenando de seguidores del oficialismo que ya palpitaban lo que horas más tarde era una realidad: que el justicialismo continuará cuatro años más en el poder mendocino.
Francisco Pérez y Carlos Ciurca fueron elegidos como gobernador y vice de la provincia por una clara ventaja sobre su principal adversario, el radical Roberto Iglesias, que pese a pregonar insistentemente el “cortá boleta” no pudo despegarse de su candidato a presidente, Ricardo Alfonsín, y terminó relegado al segundo lugar en la elección provincial.
Todo lo contrario ocurrió con la fórmula Pérez-Ciurca, que siguió el modelo nacional comandado por Cristina Fernández de Kirchner, se promocionó como aliado del gobierno nacional y aprovechó de la mejor manera el arrastre de los votos que cosechó la jefa de Estado en Mendoza.
Y la mismísima Presidenta tuvo palabras de elogio para Pérez en su discurso desde Capital Federal. “Paco Pérez, que es el nuevo gobernador de Mendoza. Un joven talentoso”, dijo Cristina al hacer un repaso por todas las provincias en donde el oficialismo se impuso.
A las 22.15, Iglesias salía a reconocer públicamente la derrota, y minutos más tarde el nuevo gobernador de la provincia le daba el gusto a los cientos de militantes que lo esperaban y comenzaba a dar su primer discurso de ganador.
“Hoy tenemos un día histórico en la provincia de Mendoza. Hoy hemos ganado la mayor cantidad de departamentos de la provincia, hemos ganado en diputados y concejales. Me siento orgulloso de formar parte de esta fórmula con el flamenta gobernador de Mendoza, Francisco Paco Pérez”, dijo Ciurca, el primero en dirigirse al público.
“Buenas noches Mendoza, antes que cualquier palabra me nace desde lo más profundo de la emoción, del sentimiento, decir un gigantesco gracias a cada uno de ustedes”, comenzó diciendo Pérez, quien antes de empezar a hablar se fundió en un profundo abrazo con Celso Jaque.
“Siempre dije, digo y diré que Dios me ha dotado de una virtud, la fe, y esa fe es la que me ha llevado a estar aquí junto a ustedes festejando este triunfo. En mi último mensaje les pedí que me diaran la posiblidad de gobernar, y eso se devuelve gobernando para ustedes”, continuó Pérez, quien reconoció que se había comunicado minutos antes con la reelecta Presidenta.
“Paco” se despidió agradeciendo a su familia y a los mendocinos que lo acompañaron.
Dentro del búnker justicialista se lo vio muy feliz al gobernador Celso Jaque, que aseguró que este resultado “fue el efecto de un apoyo a la gestión de Cristina, pero también sin lugar a dudas de nuestra gestión”.
Así Jaque terminará el 10 de diciembre su mandato cumpliendo una de sus promesas, ya que el 20 de diciembre de 2009, luego del duro revés sufrido por el oficialismo en las elecciones, aseguró que él le entregaría la banda a un compañero peronista. Y Jaque se podrá dar ese gusto, pasándole el mando nada menos que a dos de sus ex ministros.

Comentarios