Este viernes habrá sentencia por el asesinato de Ivana Milio

En las audiencias se conocieron detalles estremecedores sobre el asesinato de la empresaria del Este, que complicaron a Julio Mendoza, su ex pareja y único acusado por el crimen.

La situación de Julio Mendoza (32), el hombre que está siendo juzgado por el crimen de Ivana Milio (46), es muy complicada. Ayer declararon la totalidad de los testigos, solo quedan pendientes los alegatos, la deliberación del jurado y el veredicto final. Se espera que la sentencia ocurra en la misma jornada.

El acusado arriesga prisión perpetua por el delito de homicidio agravado por el vínculo y por la existencia de violencia de género (femicidio).

En las últimas audiencias, el forense Walter Zániga, quien hizo la necropsia sobre el cadáver de la empresaria, detalló que el rostro la mujer estaba totalmente fracturado: “Era como cuando uno agarra con las dos manos una bolsa conteniendo nueces enteras. Ese ruido y esa sensación”, había asegurado el especialista. Además de los golpes de puño, el fiscal Oscar Sívori detalló en su acusación que Mendoza había sacado un led de la pared y le pegó al menos cinco veces en el rostro, quebrándole todos los huesos.

El forense explicó que Ivana Milio fue asesinada por una conjunción de factores, entre ellos los golpes que recibió en la cabeza, la asfixia y el estrangulamiento.

Comentarios