El día después

Vecinos de la localidad de Sant Llorenç des Cardassar (Mallorca) limpian el barro de sus muebles, tras las inundaciones y el desbordamiento de torrentes.

Comentarios