Con 81 votos a favor contra 18 en contra, la medida necesitaba un mínimo de 60 votos a favor para progresar en la Cámara Alta.

El Senado de Estados Unidos votó a favor de avanzar con una propuesta presupuestaria que permita reabrir el Gobierno federal, después de que la falta de acuerdo entre demócratas y republicanos provocara la extinción de los fondos en la medianoche del viernes.

Los demócratas dieron el visto bueno para aprobar que se someta a voto final una medida de gasto provisional que durará hasta el 8 de febrero. La decisión la tomaron después de que el líder de la mayoría republicana en el Senado, Mitch McConnell, se comprometiera a permitir que un proyecto de ley de inmigración se someta a votación el mes próximo.

Con 81 votos a favor contra 18 en contra, la medida necesitaba un mínimo de 60 votos a favor para progresar en la Cámara Alta. El texto ahora deberá ser sometido a voto final antes de pasar a la Cámara de Representantes.

“Después de varias discusiones, ofertas y contraofertas, el líder republicano y yo llegamos a un acuerdo. Votaremos para reabrir el Gobierno para continuar negociando un acuerdo”, dijo el líder de la minoría demócrata del Senado, Charles Schumer, antes de votar.