Continúan las crecidas y hay más evacuados por las inundaciones

La situación sigue siendo crítica en el Nordeste del país, y más de 14 mil personas siguen evacuadas; Los ríos siguen aumentando su caudal, pero esperan que comiencen a bajar.

La creciente del río Uruguay complicó ayer más la situación en el Nordeste del país, donde 14 mil personas permanecen evacuadas. Uno de los cauces que más creció fue el del río Uruguay, aunque también continúan en crecimiento los niveles de los ríos Iguazú, Paraná y Paraguay, por lo que Misiones, Corrientes, Chaco y Formosa enfrentan serias complicaciones con sus costas inundadas.

Unas 670 personas siguen alojadas en centros de evacuación en la ciudad correntina de Santo Tomé, que limita con Brasil, donde las autoridades de Defensa Civil interrumpieron en una mano el tránsito en la Ruta 14 por las inundaciones que provocó el Uruguay.

En la provincia de Misiones, el número de evacuados se volvió a elevar en las últimas horas y según datos oficiales ya son más de 7.350 las personas afectadas por las inundaciones.

Unas 1.500 viviendas se encontraban afectadas de las cuales 636 casas con pérdidas totales, por las crecientes de los ríos Iguazú y Uruguay, y afluentes en Misiones.

En la costa del Paraná el panorama es más alentador porque los pronósticos indican que, si bien sigue en creciente, podría comenzar a descender su nivel de agua por la tarde de este martes.

En la Capital de Corrientes, el Paraná trepó este lunes a 6,37 metros, casi un centímetro más que el domingo a las 18.00, pero la Entidad Binacional Yacyretá (EBY) estimó que “se mantendrá estable, para luego retomar el ritmo de bajante desde el martes”.

En tanto, en Formosa, las localidades afectadas por la crecida del río Paraguay son la capital, Clorinda, las zonas de islas y Puerto Pilcomayo; en esta última volvió a crecer hoy medio centímetro hasta llegar a la altura de 7,62 metros.

Sobre la situación en Formosa, el jefe de Gabinete, Jorge Capitanich, informó este lunes que desde este domingo las personas afectadas por las inundaciones eran unas 1.290 familias evacuadas, 115 familias autoevacuadas”.

El Ministerio de Desarrollo Social de la Nación, en el marco del comité de emergencia interministerial, informó que está brindando asistencia a las familias afectadas por la emergencia climática sufrida en las provincias del noreste.

Según se explicó para quienes quieran ayudar a los damnificados, fundamentalmente hace falta ropa para chicos y adolescentes, leche en polvo, pañales, lavandina y otros productos de limpieza.

Comentarios