Autorizan subas en cargos por transporte a subdistribuidoras de gas

La medida se da por las asimetrías que existen entre lo que percibe una gran distribuidora y una subdistribuidora por cada m3 de gas. La norma no se actualizaba desde 1992.

En menos de una semana, el Enargas autorizó un incremento del 35% en la tarifa de gas, le otorgó una compensación a las empresas distribuidoras por la suba del dólar entre abril y septiembre y con la Resolución 279/2018 aprobó una modificación en el costo que las empresas subdistribuidoras de gas le cobran a grandes usuarios o estaciones de GNC por utilizar sus instalaciones. De esta manera, el cargo pasó de $0,01 a $0,230565 por m3 transportado. La norma entró en vigencia a partir del viernes pasado luego de ser publicada en el Boletín Oficial de la Nación.

Este pedido de actualización había sido uno de los reclamos realizados al Enargas por el Instituto de Subdistribuidores de Gas de Argentina (ISGA) a través de un informe donde afirman que la situación del sector es deficitaria por lo que solicitaban la inclusión de este tema en el orden del día la Asamblea Pública del gas realizada el pasado 4 de septiembre.

En ese documento, las autoridades de ISGA afirman la existencia de “grandes asimetrías” en la remuneración que percibe una distribuidora por m3 transportado (Ecogas, Metrogas o Camuzzi Gas, entre otras) que puede llegar hasta los $0.35, mientras que por el mismo servicio una subdistribuidora percibe $0,01. En ese sentido desde ISGA señalan que dicho cargo no ha sido actualizado, y menos aún revisado, desde que se publicaron los cuadros tarifarios de 1992 cuando regía la Ley de Convertibilidad donde un peso era igual a un dólar.  Lapso en el que los peajes de los distribuidores aumentaron 35 veces mientras que por el mismo servicio las empresas subdistribuidoras no recibieron ningún ajuste.

La resolución, que pasó desapercibida por la escandalosa decisión del Enargas de compensar a las distribuidoras de gas por la variación del dólar, no es un tema menor si se tiene en cuenta que la factura de gas está compuesta por el costo de producción, el cargo variable por metro cúbico consumido, el cargo de transporte y el “cargo de distribución”. De allí se desprende que la actualización en el cargo de distribución también podría trasladarse directamente al precio del m3 del de GNC en las estaciones de servicio.

En Mendoza, la única subdistribuidora es Gas del Sur SA y hasta el momento solo dos estaciones de servicio del sur provincial podrían verse afectadas por las medidas. Sin embargo, según el Directorio de la Industria de Gas del Enargas, en el resto del país hay operativas al menos 61 empresas subdistribuidoras por lo que el alcance de la medida aún está por verse. Al respecto el ingeniero Ernesto Chediack de la CAPEC (Cámara de Argentina de Productores de Equipos Completos de Gas y Afines) consideró que de todos los aumentos este es el menos injusto ya que la mayoría de las subdistribuidoras nacieron como cooperativas u organizaciones intermedias a las que nunca se les dio importancia.

En ese sentido dijo que se debe prestar especial atención para que el incremento de casi $0.23 no se traslade de manera automática a todas las estaciones de GNC ya que la medida solo afecta a empresas abastecidas por subdistribuidoras. “Sabemos que en Mendoza solo afectaría a dos estaciones del sur provincial por lo que la medida no debería ser usada por otros estacioneros como un elemento de incremento del precio del GNC. Algunos siempre aprovechan este tipo de cosas para justificar aumentos indebidos”, aseguró Chediack.

Comentarios