Así lo informó el vocero del Centro de Operaciones de Emergencia Nacional, Jorge Chávez, al tiempo que confirmó que 12 decesos se produjeron en los últimos tres días.

La cantidad de muertos por las inundaciones causadas por las intensas lluvias en Perú ascendió ayer a 62, de las cuales 12 se produjeron en los últimos tres días, informó el vocero del Centro de Operaciones de Emergencia Nacional (COEN), Jorge Chávez. El funcionario explicó en declaraciones a medios locales que las muertes se produjeron “por los desbordes de quebradas e inundaciones desde la costa norte del país hasta la región Lima”.

“El reporte de fallecidos se extiende desde diciembre pasado, cuando empezó el período de lluvias”, precisó Chávez, quien agregó que las tormentas “continuarán hasta finales de abril por el incremento de la temperatura en la costa norte”.

Entre las víctimas de las últimas horas está una niña de seis años, que murió al ser arrastrada por un deslizamiento de lodo que pasó por la playa Punta Hermosa, 45 kilómetros al sur de Lima, en la misma zona donde una mujer sobrevivió tras emerger del lodo.

El deslizamiento o “huaico”, como se le denomina en idioma quechua, sorprendió esta tarde a los pobladores de Punta Hermosa después de que las lluvias causaran una riada en la quebrada Malanche.

La fuerza del agua arrastró piedras, maderos y una granja con animales domésticos, que acabaron en las orillas de la playa. El jefe de la Región Lima de la Policía Nacional, Gastón Rodríguez, informó que el cuerpo de la menor fue encontrado por agentes de la División de Emergencias.

Aparentemente, la niña fue arrastrada por el “huaico” un kilómetro desde el centro poblado Súmac Pacha, detalló el diario El Comercio, citado por la agencia EFE. En Lima, Evangelina Chamorro, de 32 años, fue arrastrada por el deslizamiento junto a una granja de vacas y cerdos, pero logró salir de entre el lodo y la madera. La mujer permanecía internada en el hospital María Auxiliadora y recibió hoy la visita de la ministra de Salud, Patricia García.