Aseguran que falta prevención sísmica

Los temblores en Chile generan incertidumbre en Mendoza por la cercanía.

Y ante ello la pregunta obligada es si la provincia está preparada para afrontar un temblor fuerte o un “terremoto destructivo”. La respuesta casi unánime del sector científico es no. 

Si bien desde Defensa Civil aseguran que la provincia se ha preparado y hay conciencia sísmica en la población gracias a los simulacros, otros organismos sostienen que falta profundizar esa preparación.

Según los especialistas, falta abordar temas estructurales como saber el estado de los edificios críticos, actualizar la zonificación sísmica para saber qué lugares podrían ser más afectados y relevar el estado de las construcciones.

“Se ha hecho bastante en cuanto a los simulacros y hay planes de emergencia, pero queda mucho por hacer. Por ejemplo, no se sabe cuál es el estado de los edificios esenciales que ante un sismo deben responder como hospitales, comisarías, escuelas y edificios públicos”, explicó Miguel Tornello, director de Ingeniería Civil de la UTN.

Para Tornello, muchos de esos edificios no estarían en condiciones de resistir un terremoto y pide un relevamiento completo para saber cuál es el riesgo potencial y mejorar las estructuras. 

La última actualización sobre ello se realizó en 1987 y determinó que Guaymallén, Las Heras y algunas zonas de Godoy Cruz eran las más vulnerables, justo las áreas más pobladas del Gran Mendoza. 

Mientras que para Rafael Garay, director de Defensa Civil, los mendocinos tienen conciencia sísmica. “Hacemos simulacros en edificios públicos y mejoramos la capacitación. La experiencia de los últimos terremotos nos han dejado enseñanzas”, aseguró.

Según explica Tornello, la frecuencia de sismos en Chile es un fenómeno que se esperaba y que va a continuar. En Mendoza no ocurren con tal frecuencia y severidad, cuestión que no debe “relajar” las precauciones. 

“Estamos atentos. Como en Mendoza el último terremoto ocurrió hace mucho, por ahí se relajan algunas cosas y se dejan para más adelante. Pero hay que prevenir ahora, tiene que ser un trabajo profundo”, opina el especialista.

Comentarios